Imperdibles

De lo mejor a lo peor: las 10 claves de las nominaciones al Oscar 2020

Joker arrasa con 11 nominaciones, seguido por El irlandés, Había una vez en Hollywood y 1917. La (no tan) sorpresa que llegó de Asia.

Con el anuncio de las candidaturas a los premios Oscar comenzó otra temporada de cruces y debates sobre si las estatuillas sí o no, si la Academia de Artes y Ciencias de Hollywood es justa, si tal o cual gran película del cine ganaron o no ganaron premios. Sea como fuere, el Oscar es el premio más deseado del cine y el que focaliza la atención de la industria y del público una vez al año como ningún otro evento del ramo lo hace.

¿Qué tiene de nuevo esta edición 2020 de los premios? Quizá estemos ante uno de los descenlaces menos previsibles de los últimos años. El domingo 8 de febrero se resolverá. Mientras tanto, aquí las 10 claves, de lo mejor a lo peor, de un Oscar que puede ser explosivo.

Joaquin Phoenix para todos y todas. El protagonista de Joker acumula con este film cuatro nominaciones como mejor actor protagónico (las otras fueron por Gladiator, Walk the Line y The Master). Quizá se trate de la única estatuita dorada de este año con destino indudable.

Joker
Joker

* Quentin Tarantino otra vez reconocido. Es uno de los chicos favoritos del cine, aquí, allá y en todas partes, pero el Oscar le venía retaceando una noche de gloria. ¿Será esta vez, con Había una vez en Hollywood? Nunca una película suya había recibido tantas candidaturas y nunca estuvo él tan nominado (Película, Director, Guión Original). En una de esas el exchico del video club se lleve su tercera estatuilla, después de las que obtuvo por los guiones de Pulp Fiction y Django Unchained. Si logra romper las previsiones que dicen que la tan visualmente perfecta como anodina 1917 se queda con el premio mayor, en una de esas da el gran golpe de la noche.

* Las 10 nominaciones para The Irishman, de Martin Scorsese, también son parte de las buenas noticias de este año. Uno de los más grandes realizadores del cine de Estaddos Unidos presentó en 2019 un gran film y lo hizo en Netflix (¿se animará la Academia a premiar por segundo año consecutivo a un título estrenado vía streaming?). El un tanto agraviante sopapo que recibió el realizador de Taxi Driver en los Globos de Oro (de donde se fue con las manos vacías) podría repetirse este año, aunque se abre paso la posibilidad de que se reitere el clásico de los Oscars de repartir Mejor Película para un lado y Mejor Director para el otro. Y todos (más o menos) contentos.

The Irishman
The Irishman

* La sorpresa asiática. Parasite, la muy buena película del surcoreano Bong Joon-ho enamoró a los cinéfilos del mundo con su historia sobre una familia que se pierde en el laberinto de una estafa perfecta que se transforma en trampa mortal, y la Academia de Hollywood parece haberse sumado a la movida. Nada menos que 6 candidaturas tiene la película que podría ser la gran sorpresa del año en Los Ángeles. ¿Se animarán a, otra vez con Roma como referencia, volver a darle el premio a mejor película a un trabajo extranjero?

* Netflix también conmovió con Marriage Story, el opus de Noah Baumbach, que además de reconfirmar el tamaño de Adam Driver como actor dio un golpe de gracia a la consideración masiva en torno a Scarlett Johansson, quien podría llevarse a casa su primer Oscar.

Marriage Story
Marriage Story

* La nominación a Antonio Banderas por Dolor y gloria es histórica más que nada porque el actor español ha sido poco reconocido como actor y, por supuesto, nunca tenido en cuenta en la máxima gala del cine. La tiene pesada, eso sí, porque pese a que el film de Almodóvar es de lo mejor que pasó por los cines en 2019 y la performance del actor un lujo, tiene enfrente nada menos que a Phoenix, que este año ya tiene un lugar reservado en algún estante de su casa.

Kathy Bates, otra vez. Una de las mejores, de quien todavía quedan los estertores de algunos de sus personajes, entre ellos aquella psycho inolvidable de Misery (que le legó su hasta ahora único Oscar). En este caso la nominación llegó por su labor en Richard Jewell, más reciente opus de Clint Eastwood, otro de los olvidados por los premios.

Richard Jewell
Richard Jewell

* Bien por las candidaturas de Al Pacino y Joe Pesci como Actores de reparto por El irlandés. ¿Pero y Robert de Niro, amigos de la Academia? El desarrollo de su personaje en el film de Scorsese está muy por encima de casi todo lo que hizo en las últimas décadas, incluso al punto de, por momentos, ser fundamental para el buen puerto al que llega el largometraje.

* Ad/Astra, de las estrellas al fondo. El film de James Graym quedó relegado a la categoría de Edición de sonido, que pese a ser su única participación en estos premios, podría ser la que le otorgue reconocimiento.

Jojo Rabbit, el globo de elio del año. Una buena idea que a fuerza de cinefilia sin marco termina siendo un muy prolijo remix con toques de Wes Anderson y de Roberto Benigni. La nominación a Mejor guión marca otro de esos momentos en los que los premios se fijan en lo original como necesariamente bueno. Y la candidatur a Mejor película... dice Alberto Kornblihtt que no, que no está bien, está mal.

Ad Astra
Ad Astra

Los dos papas es una pésima película y sobre todo una horrenda aproximación a la Iglesia Católica, al Vaticano y a los neblinosos derroteros de Benedicto XVI y Francisco (sobre todo a este último, casi un superhéroe de cartón según el retrato de Fernando Meirelles. Claro que el trabajo de Jonathan Pryce en la piel de Jorge Bergoglio está bien, mejor incluso que el de Anthony Hopkins, pero chances de llevarse el premio, cero.

Noticias de “Premios Oscar”
Seguinos