Netflix 1 - Spielberg 0
Netflix 1 - Spielberg 0

Mal momento para Steven Spielberg, uno de los capitostes de la industria del cine de Hollywood, que por estos días ve como su influencia en las más altas esferas del negocio diluyó su fuerza ante el nuevo monstruo del entretenimiento, Netflix.

Duel se tituló la ópera prima del realizador y un verdadero duelo es lo que acaba de perder en relación a su intención de que Netflix se quede afuera de la posibilidad de competir por los premios Oscar, debido a que la Academia de Artes y Ciencias Cinematográficas de Estados Unidos decidió no modificar su criterio de elegibilidad para las estatuillas.

Spielberg es uno de los nombres más relevantes en la pelea, aunque su interés parece ir más allá de su declamada intención de juego limpio en la distribución de films y de relevancia del cine hecho para pantalla grande en detrimento de las producciones pensadas para formato hogareño.

Y es que el director de Indiana Jones y E.T. acaba de firmar contrato con Apple, competidora de Netflix.

La norma, entonces, sigue siendo la misma: todo film que aspire a ser nominado para los Oscars debe se exhibido durante un mínimo de siete días en el condado de Los Angeles y con al menos tres proyecciones diarias pagas. "Las películas exhibidas por otro medio durante o después del primer día de emisión en una sala del condado de Los Angeles siguen siendo elegibles", aclara y ese es el dato sobre el que Netflix se ampara para solicitar que sus películas sean consideradas de la misma forma que el resto.

Según trascendió, antes de la reunión de la junta directiva de la Academia, el Departamento de Justicia de EE.UU. se comunicó para subrayar que cualquier exclusión de la competencia podría implicar una violación a las leyes antimonopólicas.