Estrenos

Ready Player One: el regreso del Spielberg más pop

A fuerza de múltiples guiños y referencias, el realizador más paradigmático del Hollywood masivo conforma un corpus de cinefilia para todos y todas. Sumergite.

Steven Spielberg, el tipo que injertó en el inconsciente colectivo universal a ET, Indiana Jones, Tiburón y Jurassic Park, el realizador que hizo del cine contemporáneo un buen lugar para disfrutar sin culpa de la cultura popular, acaba de estrenar un ejercicio de paroxismo pop corn. Porque Ready Player One es lo más parecido a perderse en los circuitos de una consola arcade que podemos tener a mano hoy. Y lo mejor de todo: es imprescindible verla en pantalla grande.

Las primeras notas de Jump, el clásico que Van Halen clavó en los 80s, abren los títulos de crédito y la clave es clarísima: se viene una catarata retro. Lo que sigue no hace más que confirmar la sospecha. En un futuro posapocalíptico la gente vive amontonada entre chatarra y el único escape de la miseria es la realidad virtual. Los vecinos de Parziva l(Tye Sheridan) se enfundan sus cascos VR y viven en situaciones paralelas. Y él también, claro.

RPO es un chupetín multicolor al que se le pegaron todas y cada una de las referencias pop del siglo XX. Desde Back to the Future (el auto que maneja el protagonista en su VR es el legendario DeLorean) hasta Star Wars (el Halcón Milenario como nave para volar, entre otros easter eggs), pasando por decenas de íconos del cine y la cultura popular con sede en los 70s y 80s pero también más atrás (la intervención de King Kong es gloriosa).

Back to the Future, una de las m?ltiples referencias de l film
Back to the Future, una de las m?ltiples referencias de l film

Sin embargo, el climax de la referencia llega más adelante...

--- ATENCIÓN: comienzo de spoiler ---

Se trata sin dudas del mejor guiño retro que se haya visto en una pantalla y tiene que ver con una explícita inmersión en el mundo de The Shinning, el film de Stanley Kubrick basado en la novela de Stephen King. El hotel Overlock es escenario de la definición más importante de la trama y allí no falta nada: desde las mellizas hasta la inundación de sangre, desde la máquina de escribir hasta el baile de fantasmas sin dejar de lado la paradigmática alfombra y el pesadillezco laberinto que estelariza al film.

--- fin de spoiler ---

Pero más allá de la fiesta de golosinas cinéfilas Spielberg lo que conforma en su película es un catálogo de proezas de la cultura de masas entremezclado con un detallado paseo por su pericia técnica y su maestría para contar una historia. Muy lejana aparece la fallida The Big Friend Giant y al mismo tiempo muy cercanos sus hitos marcados con ET o cualquiera de sus grandes producciones sci fi. El artesano más hi-tech de Hollywood lo hizo de nuevo y de la mejor manera. Solo queda entregarse a la fiesta.

MUY BUENA

Ready Player One: Comienza el juego (Ready Player One) EE.UU. 2018. Dirección Steven Spielberg. Guión Zak Penn, Ernest Cline. Montaje Sarah Broshar, Michael Kahn. Fotografía Janusz Kaminski. Música Alan Silvestri. Elenco Tye Sheridan, Olivia Cooke, Ben Mendelsohn, Lena Waithe, Simon Pegg, Mark Rylance. 

Ready Player One - trailer

Noticias de “Cine”
Seguinos