Ricardo Darín ganó esta noche el premio Goya al mejor actor protagonista por su interpretación de un enfermo en fase terminal en la película Truman, de Cesc Gay, en la 30ª edición de los galardones del cine español entregados en Madrid.

El reconocido actor se impuso a los españoles Luis Tosar (nominado por El desconocido), Pedro Casablanc (B) y Asier Etxeandia (La novia).

Darin, que se acerco a saludar a Luis Tosar, muy emocionado, dijo que "las películas no compiten entre ellas, los actores tampoco, sumamos" y se dirigió a los "señores políticos" diciendo que "hagan algo por la cultura, lo que haya que hacer", y agradeció a su padre.

Una de las primeras en felicitar a Ricardo Darín fue Susana Gimenez, quien compartió su alegría en Twitter 

Truman también recibió el Goya a Mejor guión original, Mejor dirección y Mejor película. Javier Cámara ganó por Truman el premio a Mejor actor de reparto. 

"Señores políticos, hagan algo por la cultura, lo que haya que hacer".

Darín, que interpreta al protagonista del filme del cineasta catalán encarna a un actor argentino hace largo rato instalado en Madrid, que es diagnosticado de cáncer en estado avanzado y que decide poner fin a su existencia.

La crisis irrumpe en medio de esa soledad, que coincide con la visita de su mejor amigo, que viaja desde Canadá para encontrarse con él, y al que verá como mejor candidato para quedarse con su mascota, su perro Truman.

Por este trabajo, Darín compartió en la última edición del Festival de San Sebastián el premio como mejor actor con su mejor amigo -en la ficción-, el español Javier Cámara.

Darín ya había sido ternado con anterioridad tres veces para los premios Goya.